Posteado por: movimientoporladefensadelmar | febrero 6, 2009

Puerto Saavedra y Mehuín. La junta de las aguas: Hay corrientes de sur a norte y corrientes de norte a sur

Puerto Saavedra y Mehuín

La junta de las aguas: Hay corrientes de sur a norte y corrientes de norte a sur

 

5 de febrero de 2009

 

El 31 de enero recién pasado, en las cercanías de la Playa Maule, Puerto Saavedra, IX región de la Araucanía (o Konün Traytrayko, Lafkenmapu). En el marco del “Primer Encuentro Cultural No a CELCO”, más de un centenar de personas alzaron sus voces para decir: ¡No al ducto!

La convocatoria hecha por la “Agrupación Social y Cultural Hoy es el Futuro”, fue exitosa y logró sobreponerse a un corte de luz.

Entre los artistas invitados, estuvieron el grupo de danza juvenil Newen Weche, Willy Kurruf (o Viento del sur), Peumayen y Tierra Oscura desde Temuco y Lorenzo Aillapan el uñumche (hombre pájaro) del Budi, el lago salado dueño de casa. Entre los presentes estuvieron miembros del Comité de Defensa del Mar y del Movimiento Por La Defensa del Mar.

¿Qué une y qué separa a las gentes de Puerto Saavedra y Mehuín?

Une la costumbre milenaria de vivir a orillas del mar, de nutrirse con cochayuyos y mariscos, une el vaivén de las olas y las corrientes que mecen a los mismos pájaros. Une el ser mapuche-lafkenche y el ser pescadores artesanales; el respetar los ciclos naturales.

Por eso, a diferencia de la prensa de la zona, que cubre por separado de mentiras los eventos y no presta atención al ducto de celulosa que pretende lanzar CELCO del grupo Angelini sólo unos kilómetros al sur, los habitantes del Lafkenmapu -el país costero- se unen y se niegan a la muerte de su ambiente libre de contaminación.

Los cisnes están en el Budi, los traros, las taguas, los pidenes, las diucas, los treiles tienen allí un refugio. El Budi es lago, es un lago y es un río, por eso no es raro oír hablar de “Budi Leufu” y “Budi Lafken“.

Puerto Saavedra era llamado “La junta de las aguas” en lengua de la tierra, antes de adoptar el nombre del tristemente célebre “pacificador” Cornelio Saavedra. Son aguas que entran y salen, prueba de ello es la Laguna Imperial que se formó después del Maremoto.

Un nuevo maremoto lanzaría todas esas aguas que CELCO pretende contaminar, sobre suelo fértil, ése que se riega con el rocío matutino. El Cerro Maule tomó ese nombre luego de que un vapor varara en sus playas.

Puerto Saavedra y el Budi son lugares de aguas peligrosas también, los Ngenko (guardianes de las aguas) las resguardan con celo, pero el hombre debe hacerlo también.

¿Qué queremos ahora? ¿Que algún lugar se llame “Cerro Celulosa”?

Las gentes de Puerto Saavedra, la gente del Budi, los visitantes que disfrutan las playas de Nehuentue y Moncul, ya han debido soportar un centro de cultivo de salmones en la zona y la consecuente contaminación.

Los desechos amenazan llegar justamente con el “surazo”, el viento sur. Quienes comen mariscos en Temuco o en los mismos balnearios tan concurridos de la zona lacustre, no resultarán indemnes en caso de contaminación. Será cosa de preguntar: ¿De dónde vienen estos productos? Y la respuesta será: Queule, Mehuín, Saavedra, Nehuentue.

El mensaje es claro, también lo deja de manifiesto el que miembros del “Movimiento de Comunidades del Territorio del Borde Costero” se hayan reunido ese mismo día en Toltén, para dialogar.

Hay corrientes de sur a norte y corrientes de norte a sur; el mar es uno solo y de él vivimos todos.

¡No al ducto! ¡No a la muerte teñida de progreso!

¡Puerto Saavedra, Mehuín, Lafkenmapu, Borde Costero libres de contaminación!

 

Movimiento Por La Defensa del Mar

About these ads

Responses

  1. Durante mis vacaciones en Puerto Saavedra, este verano de 2009, me enteré del proyecto de instalación de un ducto por parte de la empresa CELCO en esta localidad. Quedé preocupadísimo. Leí de ésto en unos cuantos tímidos anuncios de un grupo de personas preocupados por el imminente daño que, sin duda significará este ducto en este frágil ecosistema.
    El tema no debería ser sólo preocupación de algunos, sino de toda la comunidad involucrada, incluído el mismísimo gobierno.
    Después de instalar el ducto y contaminar un frágil ecosistema que permite la subsistencia animal y humana, ¿Qué…? Acaso no han visto o conocido los efectos de estos en Constitución y Valdivia.
    Si el proyecto se lleva a cabo, se volverá a repetir un abuso más a las comunidades mapuches y huincas que viven en esta zona. Una futura disculpa de parte del gobierno u otra autoridad no servirá de mucho cuando el daño se haya consumado.
    Me extraña que las propias autoridades de Puerto Saavedra no se vean involucrados en protestar por este evento. Si existe algún incentivo para aceptar este ducto, entonces la visión de estas es muy limitada, pues los beneficios son por cierto muy menores frente al gran daño que se producirá en Puerto Saavedra y sus alrededores.
    Por eso yo también digo:
    ¡NO AL DUCTO DE CUALQUIER EMPRESA EN PUERTO SAAVEDRA!

  2. Corrección:
    Luego de leer mayor información en relación al proyecto del ducto en territorio lafkenche (gente del mar), he podido ver que Puerto Saavedra se verá afectado de manera indirecta aunque igualmente preocupante por este evento, pues el proyecto pretende instalarse unos pocos kilómetros al sur de esta comuna, en Mehuín. No importa el lugar, sino sus efectos. ¡No al proyecto del ducto de CELCO!

  3. Hermanos: los felicito por este encuentro, no saben las ganas que teníamos de acompañarlos, pero a pesar de no estar físicamente,estábamos con todo nuestro espíritu y con todo el newen que nos ha dado el tiempo y la toma de conciencia de defender nuestros recursos y lo que es más importante todos los días somos más.

  4. Un cordial saludo desde México y un atento pedido de información.

    Soy sismólogo y he estado estudiando el Lago Budi desde 1968. En mi opinión este lago único formó originalmente parte del curso del río Imperial y quedó separado a consecuencias de grandes sismos prehistóricos. Por eso le dicen “lago” y “río”, porque es ambas cosas.

    En el libro “Catástrofe en el Paraíso” por Luis Hernández Parker se cita un mensaje de Miguel Fuentes de 15 años, víctima del maremoto. Mi pregunta: ¿en qué playa o caleta falleció este joven? Lo encontró un señor Ricardo Romero que andaba recogiendo cadáveres en las playas. Muchas gracias por su atención.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: